• Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Google+ Social Icon
  • YouTube Social  Icon

SUBASTA DE PROPIEDADES DECOMISADAS A CRIMEN ORGANIZADO DEJA A GOBIERNO FEDERAL 56 MDP

24-Jun-2019

Conexionradiotv

 

El Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE) obtuvo 56.6 millones de pesos de un precio de salida estimado de unos 167 millones de pesos, en la primera subasta presencial a martillo de bienes inmuebles, este domingo en el Complejo Cultural Los Pinos, monto “por arriba del promedio histórico” para este tipo de eventos.

 

El director general del SAE, Ricardo Rodríguez Vargas, detalló que de las 27 propiedades ofrecidas solo se vendieron nueve y las 18 restantes se declararon desiertas, pero confió en que en próximas subastas se rematarán todos los bienes inmuebles, como tradicionalmente ocurre en este tipo de eventos comerciales.

 

“Sobre si fue exitosa o no, podría decir que fue por arriba del promedio de subastas de bienes inmuebles, es decir, estamos vendiendo una cantidad y un número de bienes inmuebles que está por arriba del promedio de usualmente hemos colocado”, dijo Rodríguez Vargas.

 

El titular del organismo, que la próxima semana se transformará en el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado, dijo que esta subasta es diferente a la de vehículos que se hizo el pasado 26 de mayo, pues el precio de salida de estas propiedades iba de 215 mil pesos a 32 millones de pesos, lo que le da cierta peculiaridad.

 

De los 56.6 millones de pesos obtenidos en esta subasta, 51.3 millones se destinarán a comunidades pobres del estado de Guerrero y el resto será dirigido al fondo para el resarcimiento del daño de las víctimas.

 

“Hoy estamos consolidando un instrumento del gobierno mexicano, un nuevo instrumento, que son las subastas con sentido social”, destacó el funcionario al precisar que previo a esta subasta a martillo, el SAE sometía a venta las propiedades que le son transferidas a través de sobre cerrado o subasta electrónica.

 

Si bien solo participaron 66 postores, quienes compraron las bases para participar, cifra menor a eventos anteriores, destacó el entusiasmo de la ciudadanía por participar en este evento, pues “hoy quien compró un bien, lo hizo haciendo un bien, como dijo el señor presidente” Andrés Manuel López Obrador.

 

El titular del nuevo Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado apuntó que 51.3 millones de los 56.6 millones de pesos recaudados en la subasta se destinarán a los más pobres del país, y con ello se cumple la encomienda de “primero los pobres”.

 

Negó que los recursos obtenidos en este evento comercial, de solo casi 34 por ciento de los 167 millones de pesos estimados como precios de salida, se deba al origen de las propiedades, ya que algunas de ellas pertenecieron a narcotraficantes y fueron transferidos al SAE para su venta.

 

Sería algo inédito que en todos los bienes inmuebles puestos en venta este domingo se hubieran colocado, dijo, ya que siempre quedan algunas propiedades, pero estas logran remarse en dos o tres procesos posteriores.

 

“La experiencia nos indica que lo que no se vende hoy se vende en las próximas. Es algo normal el proceso de este domingo, de lo que se vendió. Insisto, una subasta no es para hacerse en un solo día, un proyecto como este de bienes inmuebles no es para venderse en un solo día, se venderán próximamente”.

 

Aseguró que el monto de recursos obtenidos fue superior a lo que históricamente se obtiene en procesos similares, y el hecho que algunas propiedades no se hayan vendido “no tienen mucha relación” con el hecho de que algunas hayan pertenecido a narcotraficantes.

 

De las 27 propiedades subastadas, se vendió una mansión que perteneció a Francisco Javier Arellano Félix, alias “El Tigrillo”, ubicada la calle Peñas 274, en Jardines del Pedregal, en la Ciudad de México, en su mismo precio de salida de 14 millones 313 mil pesos.

 

Sin embargo, fueron declaradas desiertas las subastas del exclusivo departamento en Cuernavaca, Morelos, donde hace casi 10 años abatieron al narcotraficante Arturo Beltrán Leyva, apodado “El Barbas”, con un precio de salida de tres millones 580 mil pesos, uno de los “atractivos” de este evento comercial.

 

También salió una finca de Carlos Montemayor, apodado “El Charro”, suegro del narco mexico-estadounidense Édgar Valdez Villarreal conocido como “La Barbie”, propiedad identificada como Rancho Los Tres García, en Naucalpan, estado de México, el cual tenía el mayor precio de salida de la subasta, de 32 millones 91 mil 533 pesos.

 

Una de las compradoras, Bertha Gómez, quien adquirió un departamento en Atizapán de Zaragoza, estado de México por un millón 663 mil pesos, consideró atractivas y a buen precio las propiedades subastadas, pero sí expresó su temor por el origen de algunas de ellas, relacionados con el narcotráfico.

 

“No les llega uno al precio y por temor, la represalia”, agregó la propietaria de una empresa de autotransporte en Toluca, Estado de México, quien a pesar de ello, invitó a los ciudadanos a participar en las subastas del SAE, pues los inmuebles “están a buen precio”.

 

Luis Barrón Vázquez, asesor jurídico de inversiones en inmuebles, pero que en esta ocasión no realizó compra alguna, negó que ello haya obedecido a que algunas propiedades provengan del crimen organizado.

 

“Eso no influye, toda vez que son inmuebles que ya tienen 20 o 30 años incautados; en el caso de los que estamos hablando son 12, 15 o 20 años, ya es bastante tiempo”, argumentó al precisar que no realizó ninguna compra por el deterioro de las propiedades en venta. (Ntmx)

Comparte en Facebook
Comparte en Twitter
Comparte en Google+
Please reload

Noticias recientes
Please reload

Búsqueda en nuestro sitio